Rajoy, los #nobots de Twitter y la madurez digital

rajoy

En Twitter el curso político ha arrancado con una divertida polémica que volvió a calentar a los equipos de comunicación política: ¿había comprado Mariano Rajoy, Presidente del gobierno español, seguidores de Twitter? Las sospechas no eran infundadas: la cuenta de Rajoy ganó 60.000 seguidores de golpe la semana pasada, y muchos de ellos hacían toda la pinta de ser falsos: nombres árabes, un huevo como foto de perfil, números de seguidores y seguidos muy bajos …

Siguiendo la dinámica habitual, Twitter se encendió rápidamente, con “Twitter de Rajoy” como trending topic y las bromas y teorías no se hicieron esperar. Pablo Iglesias, el líder de Podemos, estaba a punto de superar al presidente en número de seguidores en Twitter. ¿Podría esto haber motivado el equipo de Rajoy a comprar seguidores?

Comprar seguidores en Twitter es una práctica bien común entre personajes públicos y empresas: es una manera sencilla y barata de engordar el numerito que indica la influencia en la red, el primero y principal mensaje en Twitter. Sin embargo, ya hace un tiempo que comprar seguidores se considera una mala práctica en comunicación digital, no sólo por la falta evidente de honestidad, sino también porque es una trampa demasiado fácil de descubrir y denunciar, con la consecuente pérdida de prestigio y reputación. ¿De verdad tenía Rajoy un equipo tan torpe?

Los gestores negaron inmediatamente haber comprado seguidores, calificaron los hechos de “extraña campaña” y convirtieron la etiqueta #nobots, que hace referencia a los bots, los programas que crean perfiles falsos, en trending topic.

Comprar seguidores es fácil y barato, puede hacerlo cualquiera y para cualquier cuenta. Esto significa básicamente que comprar seguidores para la competencia o rival político y luego denunciarlo es tan fácil y barato como hacerlo para una cuenta propia. Incluso podría haber sido cosa de militantes o simpatizantes del Partido Popular. En todo caso, Rajoy y su equipo de comunicación podrían perfectamente no tener nada que ver.

A estas alturas, se ha hecho limpieza de followers en la cuenta de Rajoy y Pablo Iglesias ya es líder Twitter, con todo lo que ello quiere y no quiere decir. Un par de días más tarde, otros políticos como el presidente valenciano Alberto Fabra, también del PP, o Pedro Sánchez, líder del PSOE, detectaron y denunciaron anomalías similares en sus cuentas de Twitter. Madurez digital, se llama. Estamos en camino.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: